Comerciantes y starups pagan a desempleados para hacer cola a la espera del iPhone 6


apple-store-NY

Pasar varias noches en vela en una de las calles más ajetreadas de Nueva York, puede convertirse en un negocio lucrativo

Cada que se presenta un nuevo equipo de la compañía Apple, es más común encontrar fuera de las tiendas que lo comercializan a fanáticos que montan sus campamentos con el fin de ser los primeros en hacerse con el gadget de moda. Esta actitud genera varias especulaciones entre los asistentes, incluida la pregunta de por qué adquirir un producto sólo unas cuantas horas antes que el resto del mundo.

Un ejemplo de ello, son Joseph Cruz y su primo Brian Ceballo, quienes ven pasar las horas junto a las puertas de la tienda neoyorkina de Apple en la Quinta Avenida, antes de que esta comience sus actividades. La razón, la empresa Buybackworld.com les financia la espera. Este par de chicos fueron los primeros en llegar cuando el iPhone 6 era solo un rumor.

Sin embargo, ellos no serán los primeros en tener el codiciado smartphone en su poder, ya que cambiaron su lugar un matrimonio. Un cambio que no fue barato para Jason y Moon Ray, ya esas dos posiciones les costó 2 mil 500 dólares.

Su inversión de tiempo y espera no ha sido un capricho, también tiene un sentido comercial, ya que la pareja están patrocinados por la aplicación móvil VideoMedicine, misma que saldrá el mismo día que el iPhone 6, el 19 de septiembre.

Otros más tienen planes similares para los nuevos equipos, como los emprendedores que quieren conseguir un poco de ganancia a costa del nuevo iPhone 6. Una de ellos es Jean Anacreon, que como se comenta en la revista Newsweek espera reclutar a 24 personas para juntar el mayor número de terminales posibles y revenderlos a través de su página de Internet.

Sin embargo, este fenómeno no es exclusivo de Estados Unidos. En Tokio, Londres o Sidney, las tiendas de Apple han sufrido un fenómeno similar, al encontrarse con campamentos improvisados a su alrededor.