El 90% de las tiendas virtuales ha sufrido problemas de cobro o fraudes


El 90 por ciento de las tiendas virtuales afirma haber sufrido problemas de cobro o fraudes, según refleja el estudio de Safetypay sobre la seguridad en los pagos, del que se desprende que 70.000 consumidores on line han sufrido percances de este tipo, lo que «incrementa el miedo y la desconfianza de empresas y compradores a facilitar sus datos bancarios en Internet y reduce el potencial de venta».

«Según nuestra experiencia, cuando un posible cliente entra en una tienda virtual es porque está interesado en un producto y al ver que tiene un sistema de pago seguro existe un 55 por ciento de probabilidades de que realice la compra», explica el director general de Safetypay en España, Julio García. Asimismo, el informe subraya que el «alto valor» de cada compra, de una media de cien euros, hace que «ni compañías ni clientes quieran correr riesgos».

Por otra parte, destaca que los consumidores españoles se resisten a comprar por Internet más que sus vecinos europeos, que son «más activos», especialmente los británicos, los alemanes y los franceses. Así, aunque la media en la Unión Europea se sitúa en el 32 por ciento, en el caso de España el porcentaje de compradores virtuales en los últimos meses «sólo» llega al 20 por ciento. Las principales razones de su reticencia es el miedo al engaño o a que los datos de la tarjeta de crédito o cuenta corriente «sean sustraídos».

«Los españoles son más cuidadosos con la seguridad en los pagos on line, se muestran desconfiados y no les gusta facilitar los datos de su tarjeta de crédito y lo cierto es que no son medio de pago adecuados para Internet, se necesitan otras vías que ofrezcan más seguridad», matiza García. En este sentido, apunta a las bandas internacionales como «responsables» de clonar las tarjetas y señala que en los cinco últimos años estos delitos han aumentado un 35 por ciento.

Finalmente, el estudio asegura que el miedo y una sensación generalizada de inseguridad en los pagos on line generada en los últimos años «está frenando el crecimiento de este próspero sector». Así, el sector del comercio electrónico español movió el año pasado 5.183 millones de euros en España, frente a los 138.100 millones de euros de Alemania, 84.900 millones de Reino Unido y 65.900 de Francia.

[tags]Comercio Electrónico[/tags]