Campaña para frenar la adicción digital entre menores


iu

La Asociación Adicciones Digitales ha iniciado una campaña en colegios, universidades, centros sociales y empresas, aprovechando el 2012, para concienciar a profesores y padres del «grave» problema del aumento año tras año del número de menores conectados noche y día a Internet y a las redes sociales.

El fundador de esta asociación, Juanma Romero, ha advertido hoy, a Efe, de esta progresiva tendencia al alza entre los adolescentes de estar siempre conectados a Internet desde el teléfono móvil, y a edades cada vez más tempranas, y ha animado a sacarle el máximo partido, con un uso responsable, a las bondades que ofrecen las nuevas tecnologías.

Según sus datos, el 65 por ciento de los chavales españoles entre diez y quince años dispone de al menos un teléfono móvil con el que conectarse a Internet.

Advierte, sin embargo, de que «muchos de ellos» se llevan el aparato incluso «a la cama» a la espera de una llamada perdida o un mensaje durante la noche, algo que, en su opinión, les puede causar mucha ansiedad, y les impide dormir del tirón.

Como los chicos «no descansan adecuadamente», al día siguiente se pasan «dormitando» en clase toda la mañana, con lo que el rendimiento escolar baja considerablemente, y «aumenta el número de suspensos», ha añadido.

Romero ha recordado algunas de las recomendaciones que está planteando a padres y profesores en los colegios para que sean ellos quienes «dominen» a las tecnologías, y no al contrario, puesto que a su juicio, éstas también tienen muchas ventajas, pese a sus potenciales peligros.

A los profesores, Romero les ha instado a conocer las posibles repercusiones sobre el rendimiento escolar del uso de las tecnologías entre sus alumnos.

En cuanto a los padres, les recomienda que aprendan a manejar herramientas «básicas» como el ordenador, el móvil, Internet y las redes sociales.

Romero propone trabajar para «lograr el punto intermedio entre el sentido común de los padres, y el conocimiento de la tecnología de los hijos», porque, añade, la tecnología bien utilizada es «sana», y así debe seguir siendo.

Aconseja además a los padres que ellos también desconecten del trabajo y el ordenador al llegar a casa, y aprendan a organizarse para dedicar más tiempo a la familia.

[tags]adiccion,menores[/tags]