Cuba culpa al embargo del uso de programas piratas


ImagenLa mayoría del software que se utiliza en Cuba es pirata, porque las sanciones comerciales de Estados Unidos impiden que la isla adquiera los programas originales, dijo el martes un responsable cubano.

Agencias - Preguntado sobre el porcentaje de software utilizado en Cuba sin licencias, Roberto del Puerto, director de la estatal Oficina para la Informatización, dijo: "Yo diría que todo. Es muy poquito lo que viene oficialmente".

"No diría que es exactamente ilegal, porque no hay una opción real de venta a Cuba. Si la hubiera y nosotros no la usáramos y copiáramos ilegal, ahí si", dijo a Reuters.

Del Puerto participó el martes en la presentación de un informe sobre el impacto económico del embargo estadounidense contra Cuba que, según cálculos del Gobierno, costó a la isla más de 3.000 millones de dólares en el año finalizado en julio.

"Existen posibilidades de adquirir esas copias muchas veces a través de otros países y utilizarlas acá en el país, donde se reproducen", dijo al final de la conferencia.

Al explicar junto al ministro cubano de Asuntos Exteriores, Felipe Pérez Roque, el impacto del "bloqueo informático", el responsable explicó que al detectar la dirección IP de un servidor de la isla, varios proveedores de servicios gratuitos en Estados Unidos bloquean el acceso.

Su presentación a periodistas fue realizada usando un programa del gigante estadounidense Microsoft y sobre una pantalla marca 3M, también de Estados Unidos.

La ley estadounidense prohíbe exportar a Cuba equipos que tengan más de un 10 por ciento de sus componentes fabricados en Estados Unidos.

Del Puerto dijo que, debido al embargo, Cuba se ve forzada a adquirir programas y equipos fuera de Estados Unidos, lo que los encarece en un rango de entre un 10 y un 15 por ciento.

El Gobierno cubano promueve el uso del sistema operativo gratuito Linux como alternativa a los productos de Microsoft.

En su presentación, Del Puerto sostuvo que las sanciones limitan también el acceso a Internet.

Cuba, explicó, gasta 8,8 millones de dólares anuales en conectarse a la red a través de un enlace por satélite.

"Si lo hiciéramos mediante la fibra óptica estaría alrededor de unos 6 millones de dólares" dijo.

Los cables de fibra óptica pasan a pocos kilómetros de las costas cubanas, pero están fuera del alcance de la isla por sus contratos con firmas estadounidenses.

Cuba tiene alrededor de 380.000 ordenadores. Oficialmente, unos 900.000 cubanos, o un 8 por ciento de la población, tienen acceso a correo electrónico y 219.000 a la red, en la mayoría de los casos a través de una intranet que permite consultar sólo páginas domésticas.

Pero según la Unión Internacional de Telecomunicaciones, a la que Cuba pertenece, la isla tenía 190.000 usuarios de Internet ó 1,7 por cada 100 habitantes en 2005, la tasa más baja de América Latina y el Caribe.