Detenido el fundador de WikiLeaks y Facebook no eliminará su perfil


julian assange

El fundador del portal WikiLeaks, Julian Assange, que ha revelado miles de documentos confidenciales del Gobierno de EEUU, ha sido detenido en el Reino Unido, confirmó hoy un portavoz de la Policía Metropolitana de Londres.

El arresto se produjo después de que el Reino Unido recibiera una orden europea de detención emitida por la Fiscalía de Suecia, que quiere interrogar a Assange, de 39 años, en relación con la supuesta comisión de delitos de agresión sexual.

El fundador de WikiLeaks fue detenido esta mañana por la unidad de extradición de Scotland Yard después de acordar con los agentes una "cita" en una comisaría.

Según las fuerzas del orden, Assange deberá comparecer hoy mismo ante el tribunal de la City de Westminster (centro de Londres).

El fundador de WikiLeaks, de origen australiano, ha negado los supuestos delitos de agresión sexual y su abogado, Mark Stephens, ha relacionado este caso con una "maniobra política".

"Los agentes de la unidad de extradición de la Policía Metropolitana arrestaron esta mañana a Julian Assange en nombre de las autoridades suecas bajo la sospecha de violación", señaló hoy un portavoz de la policía al dar detalles de la detención.

"Julian Assange, de 39 años, fue detenido en virtud de una Orden de Arresto Europeo tras una cita en una comisaría de Londres a las 9.30 (hora local, 08.30 GMT)", agregó.

"El está acusado por las autoridades suecas de un cargo de coerción, dos cargos de abuso sexual y un cargo de violación, todos supuestamente cometidos en agosto de 2010", dijo.

De acuerdo con un portavoz del Tribunal de Westminster, Assange deberá comparecer hoy a las 11.30 GMT, a menos que un juez facilite un permiso especial para que la vista tenga lugar más tarde.

El abogado de Assange ha señalado que "es hora" de que se llegue a la verdad de esto y su cliente quiere "limpiar su nombre".

Mark Stephens, el letrado en el Reino Unido de Assange, ya había expresado el fin de semana sus dudas sobre la intencionalidad de la persecución de su cliente.

"(El asunto) Es bastante extraño, porque el fiscal sueco abandonó todo el caso contra él en septiembre (...) y unas semanas más tarde -tras la intervención de un político sueco-, un nuevo fiscal, no en Estocolmo, donde se encontraban Julian y esas mujeres, sino en Gotemburgo, comenzó un nuevo caso que ha resultado en estas órdenes y en la notificación roja de la Interpol", observó el abogado en declaraciones a la BBC.

Extradición a los USA

Stephens ya había indicado que su cliente luchará contra su posible extradición a Suecia, ya que teme que, de ahí, pueda ser entregado a EEUU, donde algunos políticos de ese país han llegado a pedir su ejecucióN

Facebook no cerrará su cuenta

Los responsables de Facebook no ven por el momento la necesidad de cerrar la cuenta del fundador de WikiLeaks y mantendrá su perfil, según afirmó un portavoz de la red social.

Facebook ha recibido grandes presiones para eliminar el perfil de Julian Assange dentro del cerco "digital" que ha impuesto la Administración USA al personaje.

Fruto de estas presiones figuran las cancelaciones de sus cuentas en Amazon EveryDNS.net como proveedores de hosting y Paypal y MasterCard como medios que utilizaban los que apoyan el portal para hacer llegar sus donaciones.

Ante esta avalancha de empresas que se niegan a relacionarse con WikiLeaks, las redes sociales son una de las últimas herramientas para continuar con su campaña de comunicación pública. Facebook ha anunciado que de momento mantendrá sus servicios a la página de filtraciones.

Desde Facebook no ven motivos para denegar sus servicios a WikiLeaks. "La página de WikiLeaks en Facebook no viola nuestras normas de contenidos y no hemos encontrado ningún material publicado en la página que viole nuestras políticas", ha explicado al portal RedWriteWeb el manager de políticas de comunicación, Andrew Noyes.

Gracias a los perfiles de Facebook o Twitter (que se sospecha que podría estar censurando a WikiLeaks en su lista de temas del momento) se siguen conociendo las últimas comunicaciones de Julian Assange y los internautas están generando un gran debate sobre el tema.

Al parecer, desde el gobierno de Estados Unidos se estaría animando a las empresas a no prestar servicios a WikiLeaks. RedWriteWeb recoge distintos ejemplos, entre los que destacan el de Google, que habría indexado 1.500 páginas de WikiLeaks de las miles que se han revelado mientras que el servicio Bing habría hecho lo propio con tan solo 10.

[tags]WikiLeaks,Julian Assange[/tags]