¿El fin del reinado de Windows?


microsoft-steve-ballmer

Durante años, grandes líderes de la industria tecnológica pronosticaron el "fin del reinado de Windows". Lo calificaban como el fin de un ciclo y algo habitual en el mundo de los negocios.

Para todos es evidente que esas profecías no se cumplieron, aunque nadie puede negar que en los últimos años hemos estado viendo como la estela y el empuje de Microsoft se iba desvaneciendo al mismo tiempo que antiguos y nuevos rivales como Apple o Google conquistaban nuevos segmento del mercado relegando la presencia del gigante de la industria en ellos.

El auge de los teléfono inteligentes (smartphones) y de las tabletas están suponiendo un enorme quebranto para la compañía que basa su predominio principalmente en los PCs de toda la vida operando bajo Windows.

Unos PCs (sobremesa y portátiles) cuyas ventas disminuyen mientras que por el contrario aumentan la de los tablets y teléfonos móviles, cada vez más grandes y más potentes.

El predominio en ese mercado de Apple y Google (Android) es total y además estos dos rivales han conseguido llevar la misma experiencia de usuario a ambos dispositivos, arrebatando uno de los grandes puntos fuertes en los que Microsoft había sustentado desde siempre su ventaja competitiva.

Si en el pasado 2012, las ventas de dispositivos bajo Android ya superaron a los "Windows", para este 2013 las previsiones que maneja Gartner son abrumadoras: se venderán 860 millones de equipos Android frente a solo 354 millones de equipos Windows (todo incluido, PCs, tabletas, móviles…).

El prestigio de Android está provocando que "socios de toda la vida" de Microsoft esten rechazando instalar Windows en sus tablets optando por estar presentes en ese mercado bajo el sistema operativo desarrollado por Google.

Por no hablar de las ventas de Apple que sigue predominando como opción primera en el mercado de los tablets y cuyo peso en el segmento de los terminales móviles es muy superior al conseguido por Microsoft.

Gracias a este reconocimiento en el mercado móvil, las ventas de los equipos informáticos bajo Mac OS vienen aumentando a gran ritmo en los últimos años aumentando la presión sobre Microsoft que ve amenazado su gran bastión.

Una amenaza que, según prevé Gartner, seguirá aumentando en los próximo cuatro años y que podría dejar a Microsoft como tercer desarrollador de sistemas operativos por detrás de Apple.

De cumplirse estas predicciones, estaríamos "realmente" ante el fin de ese ciclo que anunciaron hace muchos, muchísimos años, gente como Scott McNealy (en ese momento presidente de Sun Microsystems) y Larry Ellison (Oracle) aunque los "ganadores" no fueran los esperados en ese momento, sino la "joven" Google y la "veterana" Apple