Julia Navarro, Sergi Pàmies y Martí Gironell triunfan en un Sant Jordi que concluyo sin libro de la jornada


libros-petit‘La sangre de los inocentes’, de Julia Navarro, ‘Si et menges una llimona sense fer ganyotes’, de Sergi Pàmies, y ‘La clave Gaudí’, de Andreu Carranza y Esteban Martín, se han convertido en los grandes triunfadores de este Sant Jordi, que no ha tenido un libro que arrasara como sucedió el año pasado con ‘La catedral del mar’, de Ildefonso Falcones, pero que ha contado con Martí Gironell, con ‘El pont dels jueus’, como la gran sorpresa de la jornada tras agotar ejemplares en muchas librerías.

sant-jordi-01Otros libros que se han encaramado a las primeras posiciones de los más vendidos son ‘Relacions particulars’, de Josep Maria Espinàs, ‘El secreto de la felicidad’, de Sebastián Serrano, y ‘La ciudad sin tiempo’, de Francisco González Ledesma, bajo el seudónimo de Enrique Moriel.

En las horas previas a la jornada, fueron la reedición de ‘Cien años de soledad’ de Gabriel García Márquez, ‘El pont dels jueus’ del periodista Martí Gironell y ‘Me voy’, de Pepe Rubianes los más vendidos.

La presidenta del Gremi de Llibreters de Barcelona i Catalunya, Imma Bellafont, calificó, en declaraciones a Europa Press, de «extraordinaria y fantástica» la jornada de Sant Jordi para los libreros y destacó que es «la mejor fiesta que tenemos al año».

Bellafont señaló que es una fiesta que «sale del pueblo» y mostró su gozo por ver las calles llenas con gente en busca de libros y rosas. Los libreros perciben que las ventas han podido ir mejor que el pasado año en este Sant Jordi «fantástico», a falta de las cifras finales.

La presidenta de los libreros destacó que, al contrario que la pasada edición de Sant Jordi, no ha habido «un gran libro«, sino que ha sido muy repartido, aunque apuntó que si ‘El pont dels jueus’ no se hubiera agotado se podría haber encaramado aún más a los primeros puestos.

Sobre la posibilidad de alargar a una semana la venta callejera de libro para Sant Jordi, Imma Bellafont afirmó que «tenemos un año para hablar», pero remarcó que la postura de los libreros es que los puestos en la calle se ciñan al día 23 de abril.

Ranking de ventas

Según datos del Gremi de Llibreters, en ficción en lengua castellana, el libro más vendido ha sido ‘La sangre de los inocentes’, de Julia Navarro, seguido de ‘La catedral del mar’, de Ildefonso Falcones, ‘La ciudad sin tiempo’, de Enrique Moriel (seudónimo de Francisco González Ledesma), ‘Cien años de soledad’, de Gabriel García Márquez y ‘El pedestal de las estatuas’, de Antonio Gala.

En castellano de no ficción, el más vendido ha sido ‘Los secretos de la felicidad’, de Sebastián Serrano. Tras él, se han situado ’20 pasos hacia delante’, de Jorge Bucay, ‘El alma está en el cerebro’, de Eduard Punset, y ‘Las pequeñas memorias’, de José Saramago.

En catalán, en ficción ha sido el más vendido ‘Si et menges una llimona sense fer ganyotes’, de Sergi Pàmies. Tras él, se ha situado ‘La clau Gaudí’, de Andreu Carranza y Esteban Martín, ‘El conte número tretze’, de Diane Stterfield, ‘El pont dels jueus’, que se ha visto lastrado por agotar existencias, y ‘L’església del mar’.

En no ficción, el libro más vendido ha sido ‘Relacions particulars’, de Josep Maria Espinàs, seguido de la segunda edición del ‘Diccionari de l’Institut d’Estudis Catalans’, ‘El preu de ser catalans’, de Patricia Gabancho, ‘Catalunya sota Espanya’, de Alfons López Tena, y ‘Els secrets de la felicitat’, de Sebastià Serrano.

En el apartado de los libros mediáticos, según las mismas fuentes, el pulso lo ha ganado ‘El llibre mediàtic de Polònia’, seguido de ‘Me’n vaig’, de Pepe Rubianes, ‘Como iba diciendo’, de Andreu Buenafuente y el libro de ‘Caçadors de paraules’.

Colas en busca de firmas

sant-jordi-03Los escritores Antonio Gala, Martí Gironell y Almudena Grandes, el popular presentador televisivo Andreu Buenafuente y Francisco Ibáñez, el creador de ‘Mortadelo y Filemón’, han sido las firmas más buscadas durante esta edición de Sant Jordi.

Las colas para que Antonio Gala estampara su firma en el reciente ‘El pedestal de las estatuas’ fueron las más numerosas de fieles lectores, que no sólo le traían su último libro sino otros de su bibliografía.

Otra escritora que congregó a decenas de lectores fue Almudena Grandes, mientras que un clásico en esta fiesta como Francisco Ibáñez no paraba de firmar ejemplares de ‘Mortadelo y Filemón’ y otros de sus cómics. Los consolidados Francisco González Ledesma y Eduard Punset también han sido objeto de deseo de los lectores.

sant-jordi-02Los autores que más impactaron fueron el británico Simon Scarrow, que iba custodiado por cuatro legionarios romanos, y el cómico Leo Bassi, que fue porteado cual faraón de una parada a otra.

La jornada de Sant Jordi en Barcelona se inició con el tradicional ‘Desayuno de Escritores’ en un céntrico hotel barcelonés, como previo paso a la firma de ejemplares de sus libros por las paradas de toda la ciudad.