Kodak abandona la venta de impresoras de inyección de tinta


Esp 3.2

La compañía está inmersa en un proceso de quiebra y busca centrarse en el mercado de software comercial.

 

Tras abandonar el mercado de las cámaras digitales, Kodak ha anunciado que pondrá fin a la fabricación de impresoras de inyección de tinta a finales de este año.

Kodak justifica esta decisión que con el auge de los terminales móviles y el intercambio de imágenes y contenidos a través de las redes, hacen cada vez más difícil la presencia en un mercado que se ve sometido a una dura competencia y precios cada vez más bajos.

La compañía está liquidando sus divisiones de productos de consumo para centrarse en el negocio de impresión y software comercial.