La NSA almacena 5.000 millones de registros al día sobre la ubicación de teléfonos móviles


La Agencia Nacional de Seguridad reúne unos 5.000 millones de registros al día sobre la ubicación de teléfonos móviles en todo el mundo, incluidos los de algunos estadounidenses, informó el miércoles el Washington Post, citando a fuentes que incluyen documentos obtenidos por el ex empleado de una empresa de servicios informáticos Edward Snowden.

Los registros alimentan una base de datos que almacena información sobre las ubicaciones "de al menos cientos de millones de aparatos", dijo el diario, según documentos secretos y entrevistas con agentes de inteligencia.

El reporte dice que la NSA no apunta a conseguir de manera intencional los datos de ubicación de los estadounidenses, pero que adquiere una cantidad sustancial de información sobre donde se encuentran los teléfonos móviles domésticos de manera "incidental".

Un administrador dijo al diario que la NSA obtuvo "vastos volúmenes" sobre datos de ubicación al intervenir los cables que conectan a las redes móviles a nivel global y que sirven para teléfonos de Estados Unidos y el extranjero.

Funcionarios de inteligencia de Estados Unidos contactados por Reuters rehusaron realizar comentarios sobre el reporte del Post.

El artículo citó a funcionarios diciendo que los programas que reúnen y analizan los datos sobre ubicación son legales y buscan únicamente desarrollar inteligencia sobre objetivos extranjeros.

La detallada recolección de datos telefónicos y en Internet de las agencias de inteligencia de Estados Unidos ha sido objeto de revisión desde que Snowden comenzó a filtrar información en junio que mostró la vigilancia era mucho más invasiva de lo que la mayoría de los estadounidenses se había dado cuenta.

Enfrentando la indignación del público y la preocupación de que los programas estén dirigidos contra estadounidenses comunes y sospechosos de terrorismo internacional, miembros republicanos y demócratas del Congreso están escribiendo leyes para frenar la recolección de datos y aumentar el acceso público a la información al respecto.

Activistas respondieron al reporte del Post pidiendo al Congreso que elabore leyes para reformar los programas de recolección de datos de la NSA.

"¿Cuántas revelaciones de vigilancia de la NSA se necesitarán para que el Congreso actúe? La noticia de hoy es el más reciente golpe al derecho a la privacidad", dijo Zeke Johnson, director de Seguridad y Derechos Humanos en Estados Unidos de Amnistía Internacional, en un comunicado.