PocketHound y adiós a copiar en los exámenes


pockethound

Este gadget detecta la radiofrecuencia de los móviles y saber si está recibiendo mensajes de textos.

Atrás quedó el tiempo de las chuletas, hoy gracias a los móviles y otros dispositivos electrónicos copiar es mucho más fácil, solo hace falta que otra persona nos vaya enviando las contestaciones correctas.

Este es el motivo por el que las escuelas y universidades obligan a los alumnos a desprenderse del móvil durante el tiempo que dure el examen… pero siempre queda aquel que es capaz de ocultarlo y utilizarlo para pasar las pruebas y con buena nota.

Ahora parece que una empresa estadounidense ha encontrado la solución para detectar a los «tramposos». Se trata de un nuevo gadget inalámbrico, el PocketHound, diseñado para permitir a los profesores detectar celulares ocultos.

Según informó Mashable, el dispositivo cuesta 500 dólares y su batería dura aproximadamente 2 horas (parece ser el tiempo justo de un examen). A través del aparato se puede detectar la presencia de otro teléfono, e incluso saber si se están enviando mensajes de texto.

A una distancia de 22 metros, el dispositivo detecta la radiofrecuencia de los celulares en el radar gracias a un algoritmo que pone en evidencia a los tramposos a través de una alerta que puede ser una vibración o algo más escandaloso como luces LED.

Según Berkeley Varitronics Systems, este aparato puede ser utilizado no solo en establecimientos académicos, sino también puede ser útil en cárceles y juzgados.