Youtube amenaza de nuevo: los videos de Adele o Arctic Monkeys pueden ser retirados.



Los sellos discográficos independientes reacios a aceptar las condiciones impuestas por Youtube.

 

En declaraciones al Financial Times, el responsable de contenidos y operaciones comerciales de la plataforma de vídeos, Robert Kyncl, ha asegurado que los vídeos de los sellos independientes podrían ser bloqueados "en cuestión de días" si estos no aceptan las nuevas condiciones del servicio.

Youtue ha conseguido un acuerdo con las tres principales discográficas  Universal, Sony y Warner, pero los grupos más pequeños no parecen dispuestos a aceptar las condiciones impuestas por Google que, según la compañía, son innegociables.

Las discográficas independientes consideran que las condiciones impuestas son abusivas y discriminatorias con los ingresos prometidos a las grandes. Además, los royalties que percibirian serían inferiores a los que ya reciben de otros servicios online de streaming.

Una portavoz de los sellos independientes, Alison Wenham, que dirige la Worldwide Independent Network, ha asegurado a la BBC que YouTube está cometiendo un "grave error de juicio comercial al hacer una lectura errónea del mercado". "Al no ofrecer a sus suscriptores el acceso a la música independiente, YouTube está dirigiéndose hacia el fracaso. La gran mayoría de sellos independientes de todo el mundo se sienten decepcionados por la falta de respeto mostrado por YouTube", ha añadido.

También artistas como o Ed O'Brien, guitarrista de Radiohead, o Billy Bragg han mostrado su malestar ante esta situación. Este último ha asegurado que con esta decisión Youtube "se está disparando en el pie".

Desde Youtube, que se niega a comentar la situación, insisten que estamos incorporando "funcionalidades de suscripción para aportar a nuestros socios nuevas fuentes de ingresos"

La BBC ha explicado que si bien Youtube podría bloquear los videos de las "indies" , estos podrían seguir estando disponibles en Youtube a través de canales como Vevo, aunque estos soalmente serán una minoría ya que aquellos que tengan una licencia en exclusiva, como los acústicos o las actuaciones en directo, se borrarán.