¿Buscas abogados baratos?.. punto.com estadounidense ofrece equipos jurídicos de bajo coste en la India


derecho-online-petitUna empresa punto.com con sede en Florida quiere trasladar al mundo legal la fama conseguida por ingenieros indios en la deslocalización de herramientas informáticas. «Es más barata e igual de buena que la realizada por un bufete de abogados local», dicen los fundadores de la compañía.

La fuerza laboral de la India ha sido uno de los pilares del crecimiento de industrias tan importantes como el de la ingeniería informática. En pocos años, la India se ha convertido en una gigantesca fabrica de desarrollo de aplicaciones informáticas trabajando a las ordenes de todos los grandes (y pequeños) del sector.

Las compañías trasladan a ese país el trabajo más duro lo que les permite concentrar el esfuerzo de los equipos propios en nuevos desarrollos y el diseño técnico de las aplicaciones.

A lo largo de los años el sistema se ha venido perfeccionando y hoy la mayoría de las consultoras y empresas tecnológicas mantienen en el inmenso país asiático sus propios laboratorios que trabajan mano a mano con las grandes «fabricas de ingeniería informática» existentes en la India.

El éxito de esta experiencia ha provocado que otras industrias estén ya trabajando en trasladar parte de su «trabajo» más duro a la India con el fin de liberar costes y convertirse en mas competitivas.

Uno de los terrenos que más promete es el del trabajo legal.

derecho-onlineSegún datos de Forrester Research la «deslocalización» legal es un fenómeno relativamente nuevo que se inició en el 2005. Desde entonces ha venido tomando un fuerte empuje y se calcula que en la actualidad unos 12.000 abogados ya trabajan directa o indirectamente con bufetes estadounidenses. La misma consultora cree que la demanda seguirá en aumento y que en el 2015 habrán unos 79.000 abogados locales que se dedicaran a estas tareas.

Barato…

El coste económico de estos abogados junto a su elevada cualificación es la clave del éxito de esta pujante industria.

La empresa estadounidense iDiligence.com, una de las que más fuertes están pujando en este sector, ofrece abogados con excelente curriculum y un ingles fluido por solamente 35 dólares la hora, 10 veces menos de lo que cuesta en los EEUU la hora de un asociado de primer año.

La clave, explican los fundadores de la empresa, es el coste pero también que los abogados que trabajan para nosotros sean cualificados y entiendan perfectamente lo que se les pide.

Etan Mark, uno de los fundadores de la punto.com, pone como ejemplo que muchos abogados recién licenciados dedican gran parte de su tiempo a investigar y revisar montañas de papeles. Estas tareas disparan los costes del trabajo legal para pequeñas empresas o compañías que trabajan sobre la base de contingencias y que precisan mantener los costes lo más bajos posibles.

»Yo les digo: `Ustedes pueden utilizar a un abogado local que pudiera cobrarles $350 la hora, o un abogado indio que se graduó en los primeros lugares de su curso, que habla el inglés con fluidez, por $30 la hora», anadiendo que »Es un discurso de mucho peso».

Programa informático

. Para mantener los costos y los trámites bajos, iDiligence estableció su oficina en un espacio alquilado en el interior de una importante compañía de software. Una de las primeras preguntas que Mark y su socio reciben de sus posibles clientes es ¿cómo manejan ustedes una oficina de abogados en Bangalore desde Miami Beach y Chicago? Para eso, iDiligence utiliza un programa llamado Basecamp hecho por 37 Signals que permite a grupos de trabajo compartir y colaborar con documentos. El programa también incorpora la posibilidad de »chatear» lo cual le permite a Mark y a Jones saber cuándo el personal llega y se va de la oficina.

Si bien muchas entidades de mano de obra extranjera confían en las webcams s para mantener el control de sus operaciones, Basecamp es más efectivo y más a tono con la filosofía de la compañía, dijo Mark. »Nosotros los tratamos como asociados de una firma legal, no como gente de un centro de llamadas», expresó Mark. »Si colocamos webcams en los escritorios de nuestros asociados en Miami ellos se espantarían». Pero a pesar de la promesa de iDiligence de ahorrarles a sus clientes tiempo y dinero, no todos son receptivos a la idea, y Mark lo comprende. »Siempre es mejor tener a una persona bien cerca realizando el trabajo que alguien a 10,000 millas de distancia».

Por el momento iDiligence aun no ha conseguido beneficios, pero sus promotores afirman que los ingresos están aumentando y que cada vez reciben más llamadas de empresas que desean informarse sobre las posibilidades de exteriorizar en el extranjero su trabajo legal.

Lo que está claro es que si se cumplen las previsiones de Forrester, el futuro de iDiligence es prometedor y que en pocos años, Bangalore será un inmenso bufete legal trabajando a través de Internet para bufetes de renombre y decenas de clientes en los EEUU y otros países.

 

http://www.idiligence.net