CeBit, una feria verde pero sin emoción


cebit-petitLa mayor feria de Tecnologías de la Información de Europa se ha vuelto ecológica este año. El problema fue que no había mucha gente ahí para verlo.

Los organizadores del CeBIT anunciaron que el tema de este año sería el medio ambiente, reconociendo que las "TI ecológicas" son una tendencia imposible de ignorar, ya sea en cuanto a los costes de energía o a la preocupación por las emisiones de carbono.

El CeBIT 2008 es un asunto serio y sencillo, con sus días reducidos de seis a siete. Y secciones antes destacadas han sido arrinconadas, con las grandes presentaciones limitadas al fin de semana que ahora es al final de la feria, y no en el medio.

La idea es convertir el menguante interés de expositores y visitantes en una virtud, aprovechando la falta de distracciones de aparatos y artilugios electrónicos para crear un espacio de negocios en el que los directivos podrían reunirse, saludarse y vigilar a sus rivales.

El resultado ha sido una atmósfera libre del caos de años anteriores pero también falta de emoción, arrojando una sensación de abandono sobre la feria, celebrada en la ciudad alemana de Hanover.

"Decidimos hacer los lanzamientos en el CES a nivel mundial", explicó Michael Langbehn, responsable de relaciones públicas y marketing en alemania de Panasonic, y refiriéndose a la enorme feria de electrónica de consumo que se celebra en enero en Las Vegas.

"Luego está IFA, que es imprescindible", añadió, aludiendo a la feria berlinesa de aparatos y artilugios, que ha alejado a los fabricantes de electrónica y al público alemán del CeBIT.

Y como muchas empresas que aún van a Hanover (este año son 5.845, un 5 por ciento menos que el anterior), Panasonic aprovecha el CeBIT para mostrar sus menos glamourosos productos de negocios.

En cuanto a la vertiente ecológica, los organizadores construyeron un "pueblo verde", en la que las empresas pregonaban productos que aumentaban la eficiencia energética de una empresa o reducían sus residuos tóxicos.

También el consejero delegado de Microsoft Steve Ballmer, de lejos el orador de más nivel de la feria, se integró en la tendencia ecológica anunciando un acuerdo con la energética alemana Yello Strom, sobre tecnología que permite mostrar el consumo de electricidad en un ordenador doméstico.

Pero la mayoría de los periodistas sólo estaban interesados en preguntarle sobre la oferta de Microsoft para comprar Yahoo.

[tags]CeBit 2008, Medio Ambiente[/tags]