Consejos para una conducción segura con el GPS


gps-petitMio Technology recomienda el uso responsable del GPS a las personas que viajen por carretera durante las vacaciones de Semana Santa

Como cada año por estas fechas, miles de españoles eligen el coche como medio de transporte para desplazarse. Los dispositivos GPS son cada vez más populares entre los conductores, y hay buenas razones para ello. No sólo son prácticos y fáciles de transportar, también pueden ayudar a que conducir sea más seguro, pero para ello es imprescindible que se utilicen de forma responsable.

Tras apoyar las recomendaciones de la DGT acerca del uso responsable del GPS, Mio Technology, desea compartir algunos consejos con todos aquellos que van a viajar en coche esta Semana Santa. Para Mio, la seguridad de los usuarios es lo primero, y por ello ha creado una guía para ayudar a los conductores a utilizar los sistemas de navegación de forma totalmente segura.

El “Modo Seguro” impide que haya distracciones

consejos-gps-01

Una buena forma de asegurar este uso responsable del GPS es programar el dispositivo en el “Modo Seguro”, que bloquea el navegador cuando el vehículo está en marcha. De esta manera, el usuario no puede manipular el dispositivo hasta que no detiene el vehículo completamente. Así los conductores pueden evitar, por ejemplo, la tentación de consultar puntos de interés (POIs) mientras están parados en semáforos, lo cual puede obligarles a poner de nuevo en marcha el coche antes de terminar la consulta, distrayendo su atención.

Siempre hay que mantener la vista en la carretera

consejos-gps-02

Es imprescindible que los conductores vean en todo momento la carretera. En este sentido, el GPS tiene una clara ventaja sobre el mapa impreso, pues proporciona al usuario instrucciones de voz claras y concisas; no es necesario, por lo tanto, apartar la vista de la carretera, al contrario que con los mapas de papel tradicionales.

En el interior del coche, el navegador debe colocarse de forma que sea fácil de ver (sólo cuando sea estrictamente necesario) y no suponga un estorbo en el campo de visión a través del parabrisas; el mejor sitio es cerca del volante. Bajo ningún concepto debe situarse junto a los airbags, ni en el hueco que hay entre el asiento del conductor y el del copiloto, o en cualquier otro lugar que obligue a mirar hacia abajo para verlo durante la conducción.

Un conductor perdido es potencialmente peligroso

consejos-gps-03

 

Otro punto a favor del GPS como herramienta para una conducción segura está directamente relacionado con la función principal de estos dispositivos: guiar al conductor en sus desplazamientos.

Un conductor perdido es potencialmente peligroso, pues puede realizar maniobras inesperadas, saltarse señales o incluso internarse en vías de un solo sentido en dirección contraria. Un GPS es, ante todo, una herramienta para no perderse, y ayuda a evitar estas situaciones. El navegador permite al conductor planificar la ruta antes de emprender el viaje, e incluso previsualizarla para familiarizarse con ella. Esto es especialmente importante al desplazarse a una zona desconocida o poco familiar.

Además, si el conductor necesita desviarse de la ruta programada, o por algún motivo se equivoca al seguir las instrucciones del navegador, éste genera un nuevo plan de ruta automáticamente.

Cuidado con la velocidad

El exceso de velocidad es una de las principales causas de accidente. Los dispositivos GPS pueden mostrar el límite de velocidad de la carretera por la que se está circulando, y emiten avisos sonoros si se está excediendo este límite para alertar al conductor.

Hay que tener en cuenta que el límite de velocidad no es la velocidad a la que se debe circular, sino la máxima que puede alcanzarse en una carretera. Además, este límite puede verse alterado por muchos motivos, como obras en la calzada, accidentes, cambios en la densidad del tráfico y/o condiciones meteorológicas adversas.

El conductor es quien tiene la última palabra

Por último, Mio Technology recalca que el estado de la carretera y del tráfico siempre tienen prioridad sobre las instrucciones que proporciona el software del navegador. Es posible que ciertas situaciones hagan que las instrucciones del software resulten inapropiadas, o incluso imposibles de seguir, como por ejemplo si ha habido un accidente o un incidente meteorológico (riadas, árboles caídos…), o si hay obras o desvíos temporales en la carretera. En estas circunstancias, se deben seguir las instrucciones que se encuentren en la carretera, o las proporcionadas por guardias de tráfico u otras autoridades, en vez de las que proporciona el software del navegador.

Aunque todavía está en fase de implantación en nuestro país, el TMC (Traffic Message Channel), incluido en algunos dispositivos GPS, ofrece información actualizada sobre el estado del tráfico, que puede ser muy útil para evitar situaciones no deseadas en la carretera.

Puedes consultar la Guía de Navegación Segura de Mio Technology en este link:

http://www.mio-tech.be/en/mio-club/guia-para-una-navegacion-segura.php