Divinity Ego Draconis regresa en Otoño


Divinity 2 Ego Draconis

La compañía alemana DTP Entertainment y el estudio de desarrollo belga Larian Studios, creador de los juegos de rol Divine Divinity y Beyond Divinity, ultiman la secuela Divinity 2: Ego Draconis que será editada el próximo mes de septiembre para Xbox 360 y PC

Divinity 2: Ego Draconis te devuelve al mundo de Rivellon, un mundo eterno impresionante pleno de magia destrozado por las sucesivas guerras apocalípticas. Lo que las gentes de paz que habitan esta tierra hicieron para merecer esta terrible calamidad, no lo pueden ni relatar los dioses, pero como diría cualquiera de los señores de la guerra, el tiempo para las preguntas se desvanece cuando el Señor del Caos está esclavizando a tus familiares, quemando tus ciudades y sembrando sal en unas tierras que otrora fueron fértiles. Por segunda vez consecutiva esta encarnación del mal regreso de la dimensión infernal para teñir el oscurecido cielo de la sangre de los valerosos y por segunda vez los defensores de Rivellon no darían marcha atrás a pesar de las atroces pérdidas. A pesar de ello la victoria no les aliviaba, puesto que sabían que algún día el Demonio regresaría.

Ya de vuelta, más pronto de lo esperado, porque, como ocurre en estos casos, el mal habitada dentro de ellos: los humanos, leales a las Hordas Demoníacas, buscaron no sólo asegurarse del retorno del maestro oscuro, sino que intentaron otorgar a su demoníaca forma un aspecto humano, por lo que más que venir para destruir la tierra de Rivellon llegaría para gobernarla. Este grupo, conocido como el Anillo Negro, era partidario de conseguir su objetivo y sin duda habrían tenido éxito sino fuera por la incansable vigilancia del afamado hechicero Zandarlor y la asombrosa fe del aventurero Lucian. Éste, guiado por las fuerzas del bien, se expuso a los siniestros esquemas del Anillo Negro y cuando llegó la ocasión se sometió por voluntad propia a un tenebroso ritual que le infundió los poderes de los dioses. El Divino había nacido.

Abandonando los sombríos cuerpos al despertar, el avatar de la luz siguió al enemigo hacia su fortaleza, enclavado en lo más profundo de los vastos desiertos de Yuthul Gor, donde acechó a los enemigos y asesinó a cada miembro anciano del Anillo Negro hasta que finalmente, él y su diabólico líder, el Demonio de las Mentiras, se encontraron cara a cara. Este le sonrió y le dejo que era demasiado tarde: la transmutación estaba casi completada y el Señor del Caos caminaría sobre la tierra de nuevo. De hecho, tras él, en un enorme altar yacía un recién nacido, bajo una apariencia de inocencia subyacía un alma totalmente corrupta. La espada de Divine acabó con el demonio, pero a pesar de estar cerca de poner fin a la enorme plaga que asolaría Rivellon y que le obligaría a rendirse, no pudo acabar con el niño.

[tags]Videojuegos PC,Videojuegos Xbox 360[/tags]