Drifting rural


¡No solo los coches pueden derrapar! Tractores e incluso carruajes de carro piden sitio en el incipiente mundo del drift.

El drift es una modalidad de competeción donde lo único que importa es derrapar. No importa quien llegue el primero, o el que llegue el último, no importa quien marque la vuelta rápida, solo importa quien consiga el derrape más largo. Esta modalidad surgió en los bajos fondos de las principales urbes japonesas.

Aunque parecía que la modalidad no ganaba adeptos en occidente, con la llegada de la cultura tuning empezaron a llegar a Europa y, sobretodo, a EEUU, las primeras competiciones de Drift. Aunque seguro que lo que no se esperaban los japoneses, que el drift se hiciese eco entre los tractores y carruajes del mundo rural.

El más original, el último vídeo. Y es que no hace falta tener un buen vehículo motorizado para derrapar. ¿Verdad?