El 50% de los códigos maliciosos proceden de China


Eugene-KasperskyCategórico fue Eugene Kaspersky, uno de los más reputados especialistas en seguridad informática, cuando explicó que China es hoy por hoy uno de las amenazas más graves para nuestros equipos.

Eugene Kaspersky, CEO de Kaspersky Lab, visitó nuestro país para participar en SIMO’07 en una sesión dedicada a la seguridad informática. Allí expuso su conferencia “Cibercrimen: hechos, razones y tendencias”, en el que apuntó, entre otros aspectos, que el 50% de los códigos maliciosos proceden de China.

En este sentido, los principales códigos maliciosos que proceden del gigante asiático son troyanos multi-vectoriales para la creación de botnet y el robo de identidades. En Latinoamérica, los atacantes se concentran principalmente en la creación de troyanos contra entidades financieras, mientras que Rusia se especializa en la generación masiva de spam y el negocio de alquiler de botnet.

Más de 1,2 millones de ordenadores sufren ‘malware’

Kaspersky estimó que en 2007 más de 1,2 millones de ordenadores habrán sufrido los efectos del "malware": un tipo de programa destinado a causar daños en un ordenador u obtener información de su usuario.

La búsqueda de beneficios, el desarrollo de nuevos negocios y el bajo riesgo de ser atrapado son, según el experto ruso, las principales causas del incremento del crimen electrónico.

"En Rusia, por ejemplo, hay un problema con la ley. Si alguien mata a otra persona en la calle, la policía puede comenzar a investigar partiendo del hecho: el cadáver", indicó Kaspersky. "Pero en el caso del crimen electrónico, no pueden intervenir si no hay una denuncia. Algunas veces la policía tiene toda la información sobre el criminal: el nombre, la dirección, la edad: todo...Pero no tienen una denuncia”.

Las oportunidades lucrativas de los ‘hackers’ en la red

La red puede suponer un lucrativo negocio no sólo para las empresas, sino también para aquellos delincuentes informáticos que encuentran en Internet una forma fácil y segura de ganar dinero a costa de los demás.

Los delitos informáticos pueden tomar diferentes formas más allá del conocido "pirateo informático" de los 'hackers': el 'phishing' (crear una copia falsa de una página que el engañado suela visitar para hacerse con sus datos) o el 'spam' (envío indiscriminado de publicidad) son sólo algunos ejemplos de un problema que afecta tanto a individuos como a empresas. Según el CEO de Kaspersky Lab, "a algunas víctimas no les gusta informar, así que no pueden realizar detenciones".

Otras de las claves señaladas fueron la falta de sentimiento de culpabilidad, ya que Internet facilita que la víctima no quede asociada a ningún rostro, y la facilidad técnica para delinquir en la red.

Para combatir este problema, Kaspersky señaló la necesidad de mejorar la coordinación entre países a través de Interpol, de educar a los usuarios para prevenir posibles ataques y de utilizar productos y tecnologías efectivas.

El CEO explica que las soluciones de su laboratorio proporcionan tecnologías de protección que minimizan el uso de recursos de sistema con motores inteligentes de escaneo de firmas capaces de 'aprender' patrones. Asimismo, los productos incorporan protección heurística y el bloqueo de comportamientos sospechosos.