Engañaron a la prensa rosa a través de Internet


logo«Sé lo que hicisteis la última semana», un programa de La Sexta, creó un bulo a través de un blog y consigue que salga en todos los programas del corazón.

¿Cómo conseguir que se vea La Sexta a través de Internet? Fácil, nada más necesitas Internet; «Sé lo que hicisteis la última semana» lo consiguió. El programa de La Sexta, que se emite en la primera franja horaria de la tarde, suele ironizar sobre el mundo rosa y la poca credibilidad de sus noticias. Para demostrar que sus noticias no disponen de credibilidad ni las contrastan decidieron crear un blog, «todosconjulian.com» (aprovechando el gran tirón mediático que se le estaba dando durante la semana pasada a la página web «Todos con la Pantoja»), donde convocaban una huelga de hambre para el próximo sábado para solidarizarte con Julián Muñoz.

Una vez creada la página, solo hacía falta promocionarla. Para esto decidieron enviar un email con la dirección del blog a los diferentes programas del corazón. De esta forma querían demostrar que actualmente para éstos programas cualquier tema relacionado con Julián Muñoz e Isabel Pantoja es noticia, aunque sea una tontería, y que les da igual si lo que informan es verdad o no si hay morbo de por medio. Y esto se demostró: Espejo Público (Antena 3), Por la mañana (TVE), El programa de Ana Rosa Quintana (Telecinco) y Aquí hay tomate (Telecinco) se hicieron eco de la dirección del blog, donde se invitaba a todos los seguidores de Julián a pasar un día de ayuno para solidarizarte. Además en los tres programas se mofaban de la iniciativa, con frases que era creada por algún listillo o que España era un país de pandereta (pensaban que la iniciativa no era falsa), algo que demostraba que lo que era un programa de pandereta y los poco listos eran ellos. Ahora la página ha cambiado de diseño, y desde «Sé lo que hicisteis la última semana» se da las gracias (de forma irónica) por haber realizado ayudado a realizar el programa».

Éste programa no solo probó la poca profesionalidad del mundo del corazón, sino que también el gran poder mediático que posee en Internet, y es que para muchísimas personas todo lo que está en Internet existe y es real.