España cuenta con 160.000 millonarios


millonario-petitLa cifra de españoles distinguidos por el don de la riqueza continúa creciendo. Así se desprende del informe presentado ayer por Merrill Lynch y Capgemini, según el cual el número de fortunas con sede en nuestro país se elevó el pasado año en 9.500 (un 6,1 por ciento), hasta colocarse en 157.800.

Dicho informe, considera rico o poseedor de un gran patrimonio a todas aquellas personas cuyos activos superen el millón de dólares (745.000 euros), excluyendo la vivienda habitual y los bienes de consumo. De acuerdo con sus conclusiones, los artífices de tal avance fueron, principalmente, el «fuerte, interesante, sano y sostenido» crecimiento del PIB (por encima del 3,5 por ciento); los buenos datos del empleo; la excelente salud de la Bolsa española -su capitalización superó el billón de euros al cierre del pasado ejercicio-, y el control de la inflación.

Nueve millones y medio de personas superaban el año pasado en todo el mundo el patrimonio tomado como referencia por el estudio, y 3,2 millones de ellos eran ciudadanos estadounidenses o de Canadá, 2,9 millones eran europeos y 2,6 millones residían en la zona de Asia Pacífico.

Por lo que respecta a Latinoamérica, África y Oriente Próximo -aquí se dejó notar la demanda mundial de petróleo-, el número de ciudadanos acaudalados no sobrepasaba los 800.000. La riqueza total acumulada por esos 9,5 millones de pudientes aumentó un 11,4 por ciento en 2006, hasta alcanzar los 27,6 billones de euros. Y la previsión es que esa magnitud siga al alza, para alcanzar los 38 billones de euros en 2011, según el consejero delegado de Merrill Lynch para el Sur de Europa, José María Ortega, y el responsable de Servicios Financieros de Capgemini Consulting España, Andrés Guibert.

En el caso de Europa, el número de grandes patrimonios se acercó a los tres millones en 2006, un 6,4 por ciento más que un año antes. En cuanto a la riqueza acumulada por estos europeos, se situó en 7,4 billones de euros, tras repuntar un 7,8 por ciento. En el resto del mundo, lo más significativo fue el ascenso de la nómina de acaudalados en países como Singapur, la India, Indonesia, Rusia y China. Aunque el informe no es pormenorizado por países, destaca que, por primera vez, China y Rusia figuran entre los 10 con mayores incrementos en la cantidad de grandes patrimonios, con tasas del 7,8 y el 15,5 por ciento, respectivamente.

El informe constata, por otra parte, una mayor circulación de fondos procedentes de grandes fortunas desde Asia, Estados Unidos y Canadá hacia el Viejo Continente que en sentido inverso.

El análisis de Merrill Lynch y Capgeimini también hace un alto en lo que estas entidades consideran personas con un patrimonio «muy elevado» (a partir de los 30 millones de dólares o los 22,2 millonesde euros). En este selecto grupo, se enmarcaron el pasado ejercicio cerca de 95.000 particulares de todo el mundo.