Google “refina” algoritmo para penalizar sitios que muestren contenidos falsos o irrelevantes


Google pagó 25 millones de dólares por la propiedad en exclusiva del dominio “ .app”

Al buscar una información en internet probablemente encontremos cientos de resultados pero eso no garantiza que las respuestas sean totalmente confiables. En muchos casos, nos topamos con sitios webs que brindan información errónea o falsa, por ello Google  viene trabajando en una forma de brindar contenidos  veraces.

 
Actualmente, Google muestra los resultados de una búsqueda  basándose en el número de links que llevan a ese sitio web, la cantidad de tiempo que los usuarios pasan en él, así como la relevancia de su perfil en redes sociales. Sin embargo, páginas web llenas de información poco confiable logran obtener miles de visitas.

Con el objetivo de brindar contenidos más confiables, la compañía tecnológica está refinando su algoritmo buscador mediante la medición de la calidad por los hechos y no solamente los enlaces. Un equipo investigador de Google está adaptando este modelo para medir qué tan confiable es una página y en lugar de contar enlaces, el sistema -el cual aún no está en operación- cuenta el número de hechos incorrectos dentro de una página, según informa la revista New Scientist.
 
El programa trabaja colocando esto en una "caja de conocimiento", un lugar donde se almacena una gran cantidad de hechos que Google ha sacado de Internet. Hechos que la web unánimemente considera cercanos a la verdad. Las páginas web que contienen información contradictoria o que tengan mayores reclamos de falsedad serían rechazadas en los resultados de búsqueda.