NGP podría ser menos potente para reducir precio y ofrecer 3G como opción


La próxima portátil de Sony que será lanzada el próximo mes de diciembre en Japón podría haber rebajado sus especificaciones técnicas para ser más competitiva. Además, los planes de Sony podrían pasar por sacar dos versiones: una más cara y otra más barata, probablemente prescindiendo de la conexión 3G.

   Según la página web francesa 01.net, la misma que adelantó las características y la fecha de lanzamiento de la portátil, la compañía japonesa parece haber recortado ligeramente las especificaciones y dejar la conexión 3G como opción, supuestamente como medida para competir en precio con Nintendo 3DS.

   Entre los recortes que cita la página, tanto la RAM como la VRAM de la portátil se habrían reducido a la mitad, quedando en 256MB y 128MB respectivamente. Igualmente señalan que Sony podría llegar a eliminar la memoria interna 'flash' de 16 GB, apostando más por almacenamiento externo. En este sentido, en la web apuntan a la posibilidad de aceptar tarjetas SD, aunque con tecnología y opciones de seguridad para contenidos propietarios.

   Según la página, la consola también podría estar disponible en dos versiones. Una de ellas sería algo más limitada en sus opciones, como prescindir de la antena de conexión para Internet móvil, lo cual abarataría considerablemente el precio. Y es cierto que puede que algunos usuarios lo consideren superfluo y se valgan de una conexión Wi-Fi, como ocurre por ejemplo con el iPod Touch.

   Sony tiene previsto lanzar su nueva portátil a final de año en Japón y a primeros del 2012 en el resto del mundo. El precio podría rondar los 250 y 300 dólares (176 y 211 euros, respectivamente), el cual sería sumamente competitivo. Se espera que Sony confirme todos los detalles relativos a NGP en el E3 que se celebrará en Los Angeles en junio.