Sharp, Opera y otros se unen a la Fundación Symbian


Sharp, la empresa de Internet Opera Software, el operador de telefonía móvil KTF y otras seis empresas del sector anunciaron el martes su intención de entrar a formar parte de la Fundación Symbian para tener libre acceso a su software.

Symbian ha sido durante años el líder en el desarrollo de sistemas operativos para móviles. Grandes firmas como Nokia, Motorola, Samsung y Sony Ericsson formaron parte de la compañía que nació en un principio como desarrolladora de sistemas operativos para PDAs evolucionando luego al mundo de la telefonía móvil.

Aunque otras empresas formaban parte del accionariado, Nokia siempre ha sido la que ha marcado las pautas de la empresa. Esta situación conllevó a enfrentamientos que determinaron la marcha de Motorola en el 2003 de la sociedad o el interés manifestado por Samsung de abandonar el uso de este sistema operativo.

Con un producto consolidado y vigoroso, Symbian ha resistido el embate de Windows Mobile y de otros sistemas «alternativos», como los distintos Linux que firmas como Motorola, Sharp o Samsung desarrollaron como alternativa. Esta situación provocó que Motorola volviera al seno de la empresa aunque con una participación menor a la que tenía en su momento.

Android

El anuncio de Android volvió a poner de actualidad cual debería ser el futuro de Symbian. Basado en un modelo colaborativo y libre, Android puede ser una alternativa a sistemas propietarios como Symbian y Windows Mobile para operadoras y fabricantes de pequeño tamaño deseosos de liberarse de las costosas licencias.

Esta situación provocó que Nokia redefiniera el concepto de Symbian proponiendo la puesta en marcha de una Fundación que dirigiera el trabajo de la compañía. Como ventaja, los miembros de la Fundación contarían con la posibilidad de usar el sistema operativo sin abonar licencias por su uso.

Para ello compró las participaciones de sus antiguos socios (Samsung, Sony Ericsson) haciéndose con el 100% de la sociedad. Una vez conseguido este objetivo aportará estos activos a la organización sin fines de lucro Fundación Symbian, en la que unirá a líderes en la fabricación de equipos, a operadores de redes y a fabricantes de chips de comunicaciones, para crear una plataforma de código abierto.

Nokia ha dicho que ve a la Fundación Symbian como un camino para lanzar nuevos productos más rápido. Los miembros de la fundación también evitan tener que pagar comisiones a desarrolladores externos de software. Desde junio del 2008 unas 40 empresas ya han entrado a formar parte del germen de la Fundación.

Nokia espera poder lanzar el primer sistema operativo surgido de la Fundación Symbian durante el 2009 e introducir una nueva plataforma reescrita desde cero para junio del 2010

[tags]Symbian[/tags]