Rescatan al equipo de ‘Al filo de lo Imposible’ en la Patagonia


al-filo-de-lo-imposible-petitDiez miembros de una expedición formada por miembros de los ejércitos español y chileno y de un programa de TVE han sido rescatados, cuatro de ellos con síntomas de congelación, tras soportar durante tres días un fuerte temporal en el cerro San Valentín, la cumbre más alta de la Patagonia.

Según ha informado el Ministerio de Defensa español, la expedición se ha saldado con cuatro personas con síntomas de congelación, de las que sólo una, el teniente del Ejército español Pedro Expósito, ha tenido que ser hospitalizado, por tener afectados tres dedos de la mano derecha.

El teniente fue trasladado ayer a España, y permanece ingresado en el Hospital MAZ de Zaragoza para ser tratado de la congelación de la mano.

Partieron de Madrid

La expedición, que partió de Madrid el pasado 14 de octubre, la componían cuatro miembros del Grupo Militar de Alta Montaña (GMAM) del Ejército español, tres de la Escuela de Montaña del Ejército de Chile y tres del programa de Televisión Española (TVE) «Al filo de lo imposible».

Pese a que las condiciones meteorológicas fueron muy duras desde un principio, el grupo logró superar nueve tramos con cuerda hasta alcanzar un campo base situado al sur del cerro de San Valentín, el más alto de la Patagonia.

Una vez en el campamento base, el tiempo empeoró, con vientos de más de 100 kilómetros por hora y temperaturas de 15 grados bajo cero, lo que provocaba una sensación térmica de aproximadamente 60 grados bajo cero.

En esas condiciones, con dos metros de nieve acumulada, las tiendas de altura montadas por la expedición no resistieron, lo que el 1 de noviembre pasado obligó al grupo a realizar una cueva de nieve en la que se refugiaron durante tres días, hasta que fueron evacuados.

Los trabajos para realizar la cueva de nieve, así como para mantener el refugio que habían improvisado, provocaron síntomas de congelación en cuatro de los expedicionarios.

La mañana del sábado 3 de noviembre amaneció despejada, lo que permitió acondicionar una zona de aterrizaje para los dos helicópteros del Ejército de Chile que evacuaron a los miembros del grupo.

La segunda fase de la expedición, que consistía en una travesía al Campo de Hielo Norte, ha quedado descartada, habida cuenta de que el equipo tuvo que abandonar el material durante su evacuación, pero el grupo sigue adelante con los preparativos para ascender al cerro Ladrillero.

El año pasado, ha recordado Defensa, ocho integrantes de una expedición chilena a esa misma cumbre fallecieron en la zona a causa de un fuerte temporal.