Tres estudiantes de la UPC competirán en China en un concurso de programación


codigo fuente

Un equipo formado por tres estudiantes de la Universidad Politécnica de Catalunya (UPC) es el único grupo español clasificado para participar en la final del concurso de programación informática de la Association for Computing Machinery (ACM) estadounidense que se celebrará en China en el mes de febrero.

El equipo, formado por los estudiantes de la UPC Josep Àngel Herrero, Marc Vinyals y Lander Ramos, participará en la final del concurso de programación informática que se celebrará en la ciudad China de Harbin del 1 al 6 de febrero de 2010 tras derrotar a 35 equipos pertenecientes a universidades del sur de Europa en la final celebrada en Madrid el 1 de noviembre, organizada por la ACM.

Para poder llegar a la final en plena forma, los estudiantes entrenan cinco horas al día resolviendo problemas logarítmicos similares a los que se les plantearán en la final. «Aunque también depende -ha explicado Herrero a Efe- de que tengas un día inspirado, porque el factor psicológico es muy importante».

El profesor de la Facultad de Informática Salvador Roura se encarga del entrenamiento intensivo de los estudiantes, para quienes participar en la final supone también una oportunidad de fichar por alguna de las multinacionales del sector que acuden al concurso con la intención de encontrar nuevos talentos.

En esta XXXIII edición han participado 7.000 equipos de 2.000 universidades de 90 países, de los que 100 grupos se disputarán el concurso con los estudiantes de la UPC, que tienen como principales rivales a los equipos de Rusia, China y Alemania.

A pesar de la impopularidad de las matemáticas entre los estudiantes españoles, Herrero destaca la satisfacción personal que produce «razonar y resolver un problema que nunca antes te habías planteado», hasta el punto que los tres finalistas combinan sus estudios en Matemáticas con las licenciaturas de Informática o Telecomunicaciones.

CINCO HORAS, SIETE PROBLEMAS

Los estudiantes deberán resolver, en el plazo de cinco horas, siete de los diez problemas planteados cuyo resultado se encarga de verificar un ordenador, por lo que la concentración y el trabajo en equipo son fundamentales para evitar errores y pérdida de tiempo.

La UPC ha participado en seis de las siete últimas finales del concurso y aspira a situarse entre los veinte primeros puestos del ranking, posición que los finalistas considerarían un éxito dado el alto nivel exigido a los participantes.

[tags]Concursos de Programación,UPC,Association for Computing Machinery (ACM) [/tags]